miércoles, 7 de septiembre de 2016

Langostinos envueltos en fideos de arroz... ¿qué tal la vuelta al cole?


¡Feliz día! O mejor dicho, ¡buenas noches!

Esta semana, será por eso del regreso a la rutina, la vuelta al cole o este calor que me tiene derretido el seso pero ¡¡voy con un resacón!! ¡Llevo con esta entrada desde el lunes!
Cuando no eran las fotos, era el texto, sino 10 minutos para unirlo todo... en fin, que he hecho borrón y cuenta nueva y vuelta a empezar.

Quería dar arranque a una nueva temporada con una receta que ha sido un éxito supremo en el catering, estas brochetas de langostinos.

Si os acordáis antes de vacaciones os contaba que pronto veríais un cambio en el blog, un nuevo diseño... ayayayayay... ¡¡me muero de ganas de enseñároslo!! Como siempre que trabajo con Maricruz esto está siendo un lujazo, ¡y qué estupendo está quedando! Pero, esto es como cuando a una le dan la fecha en la que da a luz, ¡¡y qué sabrán ellos!! Pues esto es lo mismo, estará cuando esté, que lo importante es que esté bien, ¿o no? Sí os lo comento porque queda muy poquito, ya estamos metiendo cambios y no quiero líos de los de "yo no puedo leerlo" o "eso está mal" si es así ya sabéis a qué tenéis que achacárselo... estamos, como las autopistas en pleno agosto "de reformas", jejeje...

Y vuelvo a la receta. Cuando inauguramos el catering (¡qué poquito nos queda para el año!) yo aposté por recetas que, una de dos, o bien me sabía con los ojos cerrados y que sabía que triunfarían... como el roastbeef, el solomillo Wellington o los brownies (los tres disputándose la medalla olímpica), o bien que fueran recetas resultonas, lucidas, no muy manidas y que fueran ¡¡fáciles y baratas!!



Como yo siempre he sido una cocinera de las baratas (entiéndase bien... creo que para comer bien no hay porqué gastarse un ojo de la cara), y entendía que si me metía en este negocio suficientes complicaciones iba a tener fuera de la cocina, me decidí por recetas, como os digo, que pudiera resolver con pocos ingredientes, ingredientes que pudiera conseguir, en una urgencia, en el super de la esquina y que fuera rapidita.

Y estas brochetas cumplen todos los objetivos. Quedan bien lucidas, llaman la atención, son bien ricas y ¡yá veréis lo fáciles que son de hacer!
Son entretenidas, como todo aperitivo un poco elaborado, y tienen algún que otro truco para que salgan bien, pero, aquí las tenéis... ¡a disfrutar!

Ahhh... ¿que a qué saben? A gamba en gabardina de las de antes!! Con el crujiente de los fideos, el sabor del langostino y el agradable del frito, ¡aperitivo de lujo!

Receta de langostinos envueltos en fideos de arroz.




Ingredientes para 8 brochetas:
- 8 langostinos crudos de los hermosos
- 1 clara de huevo
- Sal y pimienta
- Pimentón dulce
- Un puñado de fideos de arroz
- Aceite de girasol

Modo de hacerlo:
1. Lo primero es pelar los langostinos, secarlos con una servilleta de papel y vaciarles la tripita con ayuda de una puntilla (la tripita es la linea fina negra de la parte de la espalda del langostino, que puede amargar, por eso yo prefiero quitarla, pero no es obligatorio).
2. A continuación los ensartamos bien derechos en la brocheta, no dejándolos en el medio de la misma, sino en uno de los laterales.
3. Ponemos agua a hervir, cuando la tengamos lista vertemos en una bandeja (de las de asar el pollo), encima de los fideos, dejamos 1 minuto y cuando veamos que están manejables, aunque no cocidos del todo, escurrimos con cuidado de no perder la forma como de 0 que tienen y dejamos reposar.
4. Batimos la clara de huevo hasta que empiece a espumar, con un tenedor listo. Añadimos una pizca de sal, de pimienta y de pimentón y removemos.
5. Ponemos un cazo pequeño con paredes altas donde quepa el langostino entero (hacer la prueba antes) al fuego con al menos un vaso de aceite de girasol o hasta lo que se necesite para cubrir todo el langostino y dejamos que se caliente a temperatura de fritura.
6. Mientras comenzamos el montaje de las brochetas. Así, las pasamos primero bien por la clara montada, a continuación con cuidado cojemos varios fideos de arroz, cuanto más largos os queden mejor, y enrollamos de abajo a arriba por toda la superficie del langostino. La clara de huevo hace de pegamento, así que si no ponéis tropecientas capas de fideos se pegan muy bien.
7. Una vez listos los vamos friendo en tandas de no más de 3 por vez en el cazo, y, estarán hechos, al cabo de dos o tres minutos, cuando los veáis bien doraditos por fuera.
8. Sacamos a escurrir sobre una rejilla y servimos bien calientes (también se puede hacer con antelación y recalentar en el último minuto, 1 minuto en el microondas y listo).

Os recomiendo que alguien os eche una mano, así uno se encarga de montar el pincho y el otro de la fritura.
¡Ya me contaréis si ponéis en práctica la receta!
Yo me despido por hoy, ¡nos volvemos a ver el viernes!
Un besazo,
Luz.

1 comentario: