viernes, 16 de noviembre de 2012

Irish soda bread


Buen día a todos... ¡¡Feliz viernes!!
Hay semanas que parece que no terminan nunca, ¿verdad? Pues esta ha sido una de esas... de las de no parar y aún así no llegar nunca a ninguna parte, o de las de tachar una cosa hecha de la lista para comprobar que te siguen quedando más de la mitad de las tareas, puff de esas...



Sin embargo, y ya con la luz más cerca del tunel os traigo una nueva receta, con la que participo en el reto del mes de Bake the World.
Esta es especial, jejeje... ya sé que digo lo mismo respecto de todas... pero, umm esta es... ¡¡para un reto!! Jejeje,... que sí, que soy una obsesa y que me encanta participar en todos... pero eso es lo genial de la cocina, siempre te sorprende, siempre se puede hacer de forma diferente e igual de rica... y siempre se está aprendiendo.

Como os digo, la receta de hoy, de un pan la torta de fácil de preparar, es para Bake the World, y a los que les llame la atención un poquito lo de hacer pan casero os recomiendo que le echéis un vistazo a su página...
Yo me he incorporado hace poco al mundo del pan casero, y aún ando muy despistada, además es el típico proyecto que tienes ahí siempre pendiente, que te encanta hacer, pero que te da trabajo y esfuerzo, ergo te da pereza y practicas menos... con lo que nunca terminas de dominarlo ni de salirte como tú quieres... eso es el pan para mí.

Al principio fue la masa... que no salía... una vez dominado ese punto, con el consabido aprendizaje de harinas, levaduras y rollos varios que otro día os soltaré vino el punto del levado, fermentación o reposo... que si envuelto en un paño, que si en un bol con papel film... finalmente encontré el cómo y el dónde (ejem... en un tuper de cocina debajo del radiador del cuarto de mi hermana).
Una vez perfeccionados esos extremos sólo puedo lamentar que el pan no queda "fetén" como diría mi padre por culpa de mi horno... ya, ya... sé que muchos diréis "¡qué lista! ¡le echa la culpa a su horno!" Pues sí señores... por todo lo que he leído, visto y aprendido puedo decir que mi horno es el anticristo panadero... No tiene calor arriba y abajo, ni eso de aire o ventilación... las temperaturas las controlas, ejem... más a ojo que a otra cosa, y el dorado que uno busca en la corteza de un pan he descubierto que ronda entre el blancuzco y el marrón quemado...

Total que por mucho que me esfuerce yo, el propio pan que el pobre hace lo que tiene que hacer (léase, engordar, quedarse esponjosito y con forma bonita) luego el tema de la cocción es otra cosa...
Así que yo os dejo mi receta, esperando de verdad que vuestros hornos estén a la altura.

PPeerrooo.... antes de la receta os quiero hablar un poquito de este pan... un pan facilón y diferente.
Es un pan que como el nombre indica es típicamente irlandés, ¿porqué? Pues yo he leído desde que porque lleva cerveza (algunos la mezclan con el buttermilk y no añaden levadura... la cerveza ya la tiene), hasta porque era el pan típico que se horneaba en la Isla Esmeralda el 17 de marzo día de San Patricio.
Otra cosa que he aprendido es que en función de la harina que uses, ya sea harina blanca, integral o de centeno por ejemplo el pan recibirá un nombre distinto, así: Brown soda bread o Wheaten soda bread.... Eso sí... los irlandeses consideran un sacrilegio añadirle azúcar, frutos secos o frutas pasas... ¡¡viva el purismo nacional!!
Y para mí lo más curioso... en realidad la idea de ponerle levadura al pan es americana... y no, no de los inmigrantes europeos, no... de los nativos americanos que usaban el carbonato de potasio como agente para agilizar el levado de las masas!! Curioso, no?? Total, que a mediados del siglo XIX la levadura llegó a Europa, y de ahí se extendió hacía Europa del Este, e incluso Australia.

Ahora sí, aquí os dejo la receta... he visto un montón, finalmente me he decantado por la que honestamente me pareció más sencilla, y como ese era el objetivo no le di muchas vueltas.
Deciros que el pan lo he hecho en un molde para cakes, en concreto uno de silicona que me funciona muy bien, la masa me quedaba un pelo húmeda como para hacer con ella una hogaza, así que al molde... he visto que también se puede hacer en una especie de olla o sartén que los irlandeses meten tapada en el horno para que en él se haga el pan... Eso supongo que ya, a gustos.

Receta Irish soda bread

Ingredientes para una "barra" de pan, o cake de pan... no sé cómo llamarlo, la verdad:

- 450 gramos de harina (yo mezclé 225gramos de harina de trigo normal y 225 gramos de integral)
- 1 cucharadita de sal
- 1 cucharadita de levadura
- 400 ml de buttermilk, o lo que es lo mismo: 400 ml de leche y 1 cucharada y media de zumo de limón

Modo de hacerlo

1. Precalentamos el horno a 220ºC.
2. Engrasamos el molde con un poco de aceite y luego lo enharinamos quitando después el sobrante.
3. Preparamos el buttermilk: Mezclamos la leche con el zumo de limón en un cuenco o jarra, removemos y dejamos 5 minutos para que se corte la leche, ¡listo!
4. En un bol grandecito mezclamos la harina, la sal y la levadura, removemos.

5. Incorporamos el buttermilk, primero la mitad de la mezcla, y con un tenedor vamos mezclando, dejando que la mezcla se vaya convirtiendo en una masa, cuando no quede más líquido incorporamos la otra mitad de buttermilk y terminamos de remover, dejando que todo se integre bien pero sin darle muchas vueltas.
6. Tal cuál lo ponemos en el molde, y hacemos unos cortes en la superficie.
7. Horneamos durantes 30 minutos, calor arriba y abajo ( o como yo y mi némesis 15 por cada lado).
8. Sacamos del horno y dejamos enfriar en una rejilla 30 minutos.

Y ya tenemos pan!! Pensad que estos panes aguantan frescos un par de días, no más... sino siempre está la opción de congelarlos, eso sí...
Es el pan perfecto como veis por las fotos para sandwiches y tostadas, es como un pan de molde más consistente y con una corteza dura.

Con esto me despido esta semana... pero preparaos, que volveré...
Besos, Luz.

8 comentarios:

  1. Felicidades tu pan. Hemos coincidido en el reto. Me quedo por aquí. Buen fin de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Marisa... feliz fin de semana, un poco atrasado para tí también!! Mil gracias por tu comentario y tu participación. Un besazo

      Eliminar
  2. Mira que bocata mas rico te has preparado, jeje, yo quiero otro... Saludos panarras.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jejeje... la de bocatas ricos que hay, ¿verdad?... Una de las cosas que más me gustan de hacer pan en casa es poder tener siempre a mano pan para bocadillos... ¿verdad que no es lo mismo si son en pan de molde?
      Un besazo

      Eliminar
  3. Qué pinta más rica!! desde luego hemos sido un montón los que hemos caído en la tentación ehh!

    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, y no me extraña... la verdad es que la receta es facilona...
      Mil gracias por el comentario, un besazo

      Eliminar
  4. Te ha quedado un pan con una pinta espectacular, me han encantado las fotos , y su presentacion. Besicos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola María... gracias por pasarte y dejar siempre un comentario... me hace muchísima ilusión!!
      Te diré que me han encantado tus últimas recetas.. tanto que, ejem... ya he preparado la receta de trufas que publicaste la semana pasada... ¡¡qué vicio!!
      Un besazo enorme y buen empiece de semana

      Eliminar