lunes, 17 de marzo de 2014

Irish full breakfast ¡¡Feliz día de Saint Paddy!!



Deja que las colinas irlandesas te acaricien;
deja que sus lagos y ríos te bendigan;
permite que la suerte de los irlandeses te envuelva,
y que las bendiciones de San Patricio te acompañen siempre.

Ve a muirní cnoic na hÉireann thú.
Ir mbeannaí un lochanna agus un haibhneacha thú.
Ir dtimpeallaí una ADH Eireannach thú.
Ir bhféacha tú beannachtaí Lá Fhéile Phádraig.




Hola a todos y ¡¡feliz lunes!!
La entrada de hoy celebra el día de San Patricio... tal y como hicimos el viernes con la tarta Guinness hoy de nuevo nos acercamos a la Isla Esmeralda para brindar con ellos.


Después de un fin de semana luminoso, soleadito y el último (gracias a Dios) del invierno hoy lunes venimos con las pilas cargadas gracias a este "desayuno".
Sabéis que en casa nos gusta desayunar, mucho... nos gusta el desayuno de fin de semana... ese en el que pasas las horas muertas repantingado en el sofá con los dibujos en silencio en la tele la novela a medio terminar y el café que hace tiempo se quedó frío pero que ahora sabe a toffee... esos desayunos...
Desayunos con platos principales, entrantes y acompañamientos, con zumo, fruta y mucha miel... de esos...
Bueno, pues os traigo otro nuevo desayuno... porque si hay desayunos tipo brunch, desayunos sexys, desayunos de 5 estrellas también hay desayunos de lo que nosotras llamamos de granja... o lo que es lo mismo... desayuno de come ahora que puedes que el resto del día te lo vas a pasar en el campo arreando ovejas, ordeñando vacas o cosechando en un tractor... días de esos merecen desayunos como estos...
Ummm... como yo no vivo en una granja (como hace Benjamin Hole... un granjero británico con el que Almu y yo querríamos cambiar nuestra vida... sólo algunas veces... y al que seguimos en Instagram... otro de nuestro vicios además del desayuno, jejeje)
Pues eso... que este desayuno de granja es para mí un almuerzo en toda regla... ¡¡del que sólo pude comerme la mitad!! Ummm... contundente, enorme y riquísimo... para que engañarnos... calórico, colesteroso y pese a llevar sus verduras, sus legumbres y su zumo de naranja, jejeje... ummm a uno se le van los ojos a la salchicha y el baicon, ¿o no? Jejejeje...


Pues como hoy el día va a ser muy largo... y más para los irlandeses del mundo espero animar este día con este suculento desayuno que buena falta les va a hacer.
Hoy, como os decía antes, conmemoramos el día de San Patricio, santo patrón de Irlanda, aquel que llevó el catolicismo al país... un país que a pesar de todo y precisamente por su propio carácter abierto, inclusivo y simpático incorporó la religión católica a sus costumbres y ritos ancestrales, runas, druidas y tradiciones mágicas que combinan perfectamente con esas raices católicas hoy tremendamente asentadas... tanto, tanto que como os contaba el otro día el día de San Patricio, pese a ser una fiesta nacional de un país (comparativamente hablando) diminuto, una fiesta católica y una fiesta muy local es la más celebrada en el mundo entero... ¿que como puede ser esto posible? Como os digo... sólo los irlandeses pueden... claro que factores como la inmigración, la fiesta y la cerveza ayudan, jejeje...

Así, hoy Irlanda celebra por todo el país desfiles, conciertos, bailes tradicionales o stepdances, ceilis o fiestas que duran días y días y sobre todo celebran la suerte, el verde, el carácter irlandés y a su Santo Patrón al que han ligado los símbolos más característicos del país... como sus universalmente conocidos tréboles verdes que cuentan usó el Santo para explicar a los irlandeses paganos el Misterio de la Santísima Trinidad.

Como os decía... no creáis ni por un momento que las celebraciones más chulas son las irlandesas... propiamente dichas... ¡¡que va!! Antes bien son los propios inmigrantes en ciudades del continente americano, como por ejemplo, Boston, Nueva York, Savannah o Montreal las que celebran hoy grandísimos desfiles, tremendos festivales y donde los pubs irlandeses hoy tienen día grande que comparten con todo el mundo.

El resto del mundo y del espacio incluido... así, la Estación espacial Internacional también celebra el día de San Paddy, no dejan de hacer guiños de hermandad con la Isla Esmeralda (y de ahí que sea, curiosamente, la fiesta "nacional" más "internacional" del mundo)... iluminando edificios y monumentos de verde (como la Cibeles en Madrid, la Ópera de Sydney o las Cataratas del Niágara) celebrando desfiles en Omotesando (Japón), Moscú, Buenos Aires o Chicago.

Hoy los platos estrella serán los estofados de ternera con Guinness (o Irish Stew), el Concannon, el Dublin coodle o el café irlandés... así que sumándonos a esa fiesta os dejo la receta de un verdadero e incompleto desayuno irlandés... ¡¡como lo ois... está incompleto!! Ya que me faltaría (que no he encontrado, la verdad) la sachicha blanca (en contraposición a la negra... o nuestra morcilla) y los riñones de cordero... por lo demás... adelante!! San Patricio es un día al año y hay que celebrarlo por todo lo alto!!.

Receta de Irish Full Breakfast.

Ingredientes para 2 personas:
- 2 tostadas
- 1 tomate partido por la mitad
- 6 champiñones también por la mitad
- 1/2 morcilla en trozos medianos
- 1 salchichas que luego partiremos por la mitad
- 2 tiras gorditas de baicon
- 4 patatas pequeñas ralladas
- 2 huevos
- 1 lata de baked beans o alubias rojas
- Aceite para freir
- Sal y pimienta


Modo de hacerlo:
1. El truco de este desayuno es ir haciéndolo todo al tiempo para que luego no haya que recalentar nada... así que empezamos poniendo en un cazo las alubias y poniéndolas a calentar a fuego muy lento.



2. A continuación rallamos y lavamos muy bien las patatas, que suelten lo más posible el almidón y las vamos friendo en montoncitos en una sartén con un dedo de aceite para freir... como unas tortitas de patata que daremos la vuelta al cabo de un par de miinutos. Una vez doradas por ambos lados vamos sacando a papel absorvente.

3. Mientras preparamos los champiñones (cortándolos por la mitad) y los tomates (que también partimos por la mitad). Ponemos una plancha al fuego y hacemos las dos cosas a la vez... tardarán unos 4 minutos en estar listos.
4. Así.... a continuación y controlando el resto de cosas (esto es, removiendo las judías, haciendo las tortitas de patata y controlando la plancha con los champiñones y los tomates), preparamos otra sartén que pondremos al fuego y en la que freiremos el baicon y la salchicha.


5. Con los 4 fuegos ocupados tendremos ya que ir retirando cosas del fuego... así, servimos en boles las judias, una vez terminadas de freir las tortitas de patata y en la misma sartén freimos los dos huevos y una vez listos el baicon y la salchicha y añadiendo un dedo de aceite freimos la morcilla previamente enharinada (truco de un burgalés para que no se despanzurre... funciona siempre).

6. Nos queda simplemente tostar el pan, calentar el agua para el té y preparar los zumos de naranja... por eso os aconsejo más que nada que esta tarea... aunque sencilla la hagáis entre dos para que podáis ir haciendo tandem y tenerlo todo listo al mismo tiempo... et voilá!!! Todo listo para emplatar!!.

Esto ha sido todo por hoy... espero haberos acercado un poquito más a esta fiesta tan chula y a veces tan desconocida entre el festejo y el jolgorio que se organiza... hoy por mi barrio os anticipo que va a haber mucha juerga... tengo hasta 3 pubs irlandeses por la zona!! No os aseguro que haga muy tarde... que no deja de ser lunes y aquí la fiesta sólo alcanza a la juerga, no al festivo, jejeje... pero seguro que haremos un brindis a la salud de Irlanda, de Saint Paddy y de todos los valientes que se atrevan con este desayuno,... jejeje...

                                 Que el camino al infierno se llene de hierba por falta de uso!!


Salud y larga vida para ti! Que consigas la mujer (o el marido) de tu agrado. Que tengas un hijo cada año. Que no pagues alquiler por tu tierra. Y que llegues al cielo media hora antes de que el diablo sepa que has muerto. Slainte!

Mil besos... y ¡¡nos vemos mañana!! Luz.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada