lunes, 29 de septiembre de 2014

Crema de limón helada... para el reto de Tía Alia


¡¡Feliz lunes a todos!! ¿Qué tal el fin de semana? Yo al final vencí a los virus y hoy sigo al pie del cañón, jejeje... y lista para participar en la nueva temporada del Reto de Tía Alia... uno de los que con más gusto participo porque sus recetas son siempre un desafío en mayúsculas, jejeje... son recetas de las de antes de las de pellizcos, sin cantidades y pasos dados por hecho, jejeje... mucha inventiva y sobre todo mucho sentido común... pero siempre salen resultados bastante sorprendentes y sobre todo ¡¡buenísimos!!.




Hasta ahora el reto lo organizaba Carmen... dueña del recetario de su Tía Alia y guardiana de esas dos recetas que de mes en mes los participantes íbamos versionando a nuestro mejor entender... pero a partir de este mes el recetario ha tomado el control de su propio destino y ¡¡ha salido del armario!! Literalmente, jejeje... por un lado Carmen nos ha dejado echar un vistazo al libro de recetas de su Tía Alia, y ahora todos podemos ojearlo sin problema; por otro, el recetario, como el gnomo de Amélie ha hecho las maletas y nos envía instantáneas de Polaroid desde otros rincones de la blogosfera... este mes ha pedido asilo a Paula, que mejor no le ha podido tratar, y por eso este mes para ver las recetas de los demás compañeros tenemos que ir a su blog... para eso, y para saber a dónde se ha fugado el recetario!! Y desde donde nos enviará si polaroid este mes....

En fin, las recetas de este mes... dulce y salada como siempre, son dos clásicos... al menos eso me parece a  mí, por un lado las sardinas con tomate... que yo no había preparado nunca y que me llamaron la atención... por otro, una crema de limón helada... como ya hace unos meses publiqué la receta de lemon curd me tiraba para atrás repetir con el limón... pero conforme anotaba la receta de las sardinas sólo podía pensar en aquellos postres helados de nuestra infancia... esos que eran una naranja y un limón bestiales de grandes... con un sorbete o crema dentro... creo que la ciencia no se llegó a pronunciar nunca sobre lo que contenían esos postres... lo que sí es seguro es que he comido muchísimos de esos limones!!!
Así que pensando, pensando... sólo podía ver en la cabeza un limón vaciado, rellenado con la crema y congelado... et voilá!! Mi propia versión de este postre!!


A día de hoy creo que ya no se siguen distribuyendo... yo hace varios años que no los veo... pero seguro que gente de entre 30 y 50 lo ha visto y comido mucho en esas cartas de helados que te ponían al lado de las cartas de los restoranes... con créme brulée helada (otra de mis favoritas ante la cara de asco de mi padre, jejeje), la tarta de yema y whisky o esas copas de plástico invertidas con helado de chocolate y nata.

Total... que al final me decanté por la opción dulce... y el resultado ha sido muy bueno.. sí es cierto que la presentación de los limones la hice sólo para la foto... porque pelar los limones de sus pieles, hilillos y el centro más duro fue un poco odisea... pero en fin... todo sea por el directo, jejeje...

No me enrollo más, aquí os dejo la receta tal y como yo la hice... antes os recuerdo que esta es la última semana para apuntarse al concurso que estoy haciendo este mes. El blog cumple dos añitos y lo celebro con un concurso de recetas de la infancia, yo estoy poniendo a lo largo del mes cuales eran mis favoritas... y vosotros me contáis vuestro plato favorito de niños con un comentario... el comentario que elijan mis jueces se llevará unos premios chulísimos... así que no perdáis el tiempo ¡¡y apuntaros!!.

Receta de crema de limón helada.

Ingredientes para 4 raciones:
- La cáscara de un limón
- 1/2 litro de leche
- 4 yemas de huevo
- 1/2 taza de azúcar
- 1 cucharada de extracto de vainilla
- Zumo de 3 limones
- 1 vaso de agua
- 1 vaso de azúcar

Modo de hacerlo:
1. Comenzamos pelando un limón de los que luego usaremos para sacar el zumo... así vamos pelándolo con cuidado de que no nos llevemos por delante la parte blanca de la cáscara del limón, porque es la parte que al cocinarla puede amargarnos el postre.
2. Ponemos las cáscaras del limón junto con el medio litro de leche a cocer en un cazo, y una vez rompa a hervir apagamos y reservamos para que temple un poco.
3. Mientras la leche se calienta batimos en un bol las yemas de huevo, el azúcar y la vainilla... hasta que estén blanqueadas y las yemas hayan doblado su volumen.
4. En ese momento añadimos unas cucharadas de la leche caliente y seguimos batiendo, para atemperar la crema y que no se nos cuajen las yemas de huevo al añadir toda la leche caliente... cosa que hacemos una vez hemos integrado las anteriores cucharadas.
5. Batimos bien la mezcla de crema y leche, ya sin las cáscaras, y una vez se forme una mezcla bien homogénea la devolvemos al cazo para ponerla de nuevo a fuego bajo.
6. Tenemos que remover constantemente y no apartarnos del fuego... porque aunque espesa poco lo hace... por efecto del huevo, y no queremos que este se cuaje en el fondo del cazo y nos estropee el postre. Cuando veáis que la crema rompe a hervir, seguir removiendo un par de minutos, apagar el fuego y reservar.
7. A continuación preparamos un sirope, así... en un cazo mezclamos el zumo de limón, el agua y el azúcar y lo ponemos al fuego al menos 20 minutos para tener una consistencia pegajosa y con cuerpo... en ese momento retiramos del fuego y vertemos la mitad del sirope en la mezcla reservada, batimos con las barillas, probamos de sabor y si lo queremos más ácido o dulce añadimos más sirope... sino dejarlo tal cuál... eso ya es a ojo y gusto de cada uno.
8. Cubrimos la crema caliente con un film transparente... que toque la superficie de la crema para que esta no forme costra... y metemos en el frigorífico varias horas para que se enfríe del todo antes de meterlo en el congelador.
9. Mientras esperamos a que se enfríe podemos coger nuestras cáscaras de limón y vamos a limpiarlas tranquilamente y a conciencia... tiene que quedar una cubileta limpia del todo... raspadas todas las pieles, hilos y el centro del limón.... una vez los 4 medios limones listos reservamos en el frigorífico para que no se nos resequen antes de rellenarlos.
10. Pasadas unas horas rellenamos nuestros medíos limones, y yo los metí en el congelador sobre unas cubiteras de esas de huevos pasados por agua, dentro de un tuper con tapa, jejeje... un invento...  pero funciona... y en unas horas tienes tu crema de limón en una presentación bien chula.

¡¡Listo!! A ver... es cierto que es un poco laborioso, pero porque yo me lío la manta a la cabeza... sino es una crema de limón helada muy muy rica... he pensado, también... que tiene una consistencia muy diferente del lemon curd, con lo que puedes usarla para cosas muy diferentes... se me ocurre desde rellenos de postres, pasando por bases para cocktails hasta tomarla con yogur y fruta... queda una sabor cremoso y suave con el regusto a limón que siempre refresca mucho y da un punto ácido y rico.

En fin, espero que os haya gustado, yo por hoy me despido... os mando un besazo a todos, Luz.

33 comentarios:

  1. Muy original servir la crema en el limón! Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡Me alegro de que te guste Elena!! Mil gracias por el comentario, un besazo, Luz.

      Eliminar
  2. ¡Que buena idea hacerla dentro del limón! Te ha quedado super bien. Yo este mes me he decantado por la salada pero la dulce la tengo pendiente y qualquier dia de estos la hago, viendo las vuestra me estan entrando unas ganas... Un beso guapísima!

    Les receptes que m'agraden

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Claro que sí Pilar! Si este recetario da para más y mejor, jejeje... a mí también me ha entrado antojo de sardinas!! jejeje... así que ahora a pasarnos recetas, jejeje...
      Un besazo y mil gracias por el comentario, Luz.

      Eliminar
  3. ¡Que presentación más original! Nos ha encantado :). Nosotras nos decimos por la opción salada y nos ha gustado mucho pero viendo esta crema...tendremos que probarla también. No ha gustado mucho tu blog, así que nos quedamos para no perdernos nada. Por cierto, compartimos fondo...¡qué casualidad! jaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡Bienvenidas al blog!! Me alegro un montón de que estos retos nos ayuden a conocernos unos a otros, a compartir recetas que aunque parezcan iguales tienen miles de interpretaciones y me alegro mucho de teneros por aquí...
      Ya pasaré a ver vuestro blog también, jejeje... un besazo, Luz.

      Eliminar
  4. Jajaja yo también me acuerdo de esos postres de limón y naranja y a mí también me gustaba el de limón. Yo también opté por esta receta y en un primer momento pensé en la presentación como la tuya, fue la primera que me vino a la cabeza jeje, al final me decanté por otra.
    Un besote!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hombre... es que reconozco que lo de ir pelando los limones por dentro no tiene gracia!! Si lo sé antes de ponerme con ello, jejeje... yo tampoco me hubiera lanzado... en fin, una que es muy terca y una vez que empieza tiene que terminarlo sí o sí...
      Me alegro de que te haya gustado, un abrazo, Luz.

      Eliminar
  5. Yo tambien me acuerdo de aquellos limones helados y esa tambien fue mi primera idea ,pero luego me quede en unos vasitos de crema deliciosos y refrescantes.besinos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues ya pasaré a verlos Encarnita... que ando a mil cosas y a ninguna, jejeje... los helados en limones eran de mis postres favoritos así que ver eso de crema helada de limón y venírseme a la cabeza esa presentación fue todo uno... la verdad es que queda muy lucido y simpático, jejeje...
      Un besazo, Luz.

      Eliminar
  6. Me recuerda a los limones helados de los restaurantes! te ha quedado genial!

    besos

    kuki

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡Claro Kuki esa es la idea!! Aunque claro aquellos eran limones hormonados... o transgénicos o algo así, jejeje... porque más que limones eran del tamaño de papayas, jejeje... en fin, los míos, a su lado... son versión para enanitos....
      Me alegro de que te hayan gustado, un abrazo, Luz.

      Eliminar
  7. Deliciosa... me ha gustado mucho la presentación, como los limones helados que me zampaba de pequeña!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡Claro Ana!! La verdad es que quedan simpáticos... y aunque es un poco laborioso andar limpiándolos y que yo me cansé a ls 4 mitades, jejeje... queda una presentación muy lucida.
      Un besote, Luz.

      Eliminar
  8. Estos limones helados junto a los cocos eran de mis preferidos, me encanta como has presentado la receta. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Puaj!!!!! Odio el coco!!!!! Lo mío eran los limones... sin duda, como mucho la naranja... y no me gustaba ni la mitad... chica cosas de niños supongo, jejeje...
      Pero, ¿verdad que ya no se ven? Al menos yo no los he vuelto a ver en restoranes y bares de esos de pueblos de España... una pena...
      Una parece ya lo suficientemente mayor como para que empiecen a quitarle cosas de la infancia y empezar con la cancioncilla de.... cuando era pequeña había unos helados que... jejeje
      Un besote Laura, Luz.

      Eliminar
  9. maravillosa idea, felicidades, me ha encantado, besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro mucho Carmen... muchas gracias por tu comentario.
      Un abrazo, Luz.

      Eliminar
  10. Ains Luz, si supieras que cuando elegí esta receta en mi mente desde el principio tenía la idea de la presentación en limones, como cuando eramos pequeñas. Pero es tan escaso mi tiempo que no he podido hacerlo. Me alegra mucho que tú hayas pensado en lo mismo, porque ahora puedo ver lo bien que queda :D

    Gracias por tu participación! Salu2. Paula

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡A tí Paula!! Me han encantado las dos recetas que elegiste... ahora dejo pendientes las sardinas... pero ya caerán, jejeje...
      Me alegro de que te haya gustado la presentación... jejeje... ¡¡no podía hacerlas de otra manera!! Jejeje... pero sí es cierto que son un poco laboriosas...
      Un besazo grande, Luz.

      Eliminar
  11. Espectacular!!! usar el limón como envase, me ha encaado!! que pintaza!! Nos encontramos en el próximo reto. Besos,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro de que te haya gustado Joaquina... la inspiración estaba ahí, jejeje... pero la maña para pelar los limones ¡¡no te la cuenta nadie!!.
      Un besazo, Luz.

      Eliminar
  12. Todavía pululan los limones y naranjas rellenos de helados, pero si te soy sincera no los he probado nunca, y eso que los postres con cítricos me encantan. Por supuesto una crema helada de limón como la tuya si que me la llevaba yo a la boca.

    Bss

    Elena

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿A sí? Bueno es saberlo, jejeje... yo pensé que ya se habían perdido en el ocaso de los frigo-pies y de los miles de postres de esos congelados... jejeje...
      La verdad es que a día de hoy no sé yo si me tomaría un postre de esos... recuerdo que eran enormes y dulcísimos... pero en fin... una mitad de estas se toma con mucho gusto.
      Un abrazo enorme, Luz.

      Eliminar
  13. ¡Como me recuerdan a los limones helados de toda la vida! Pero estoy segura de que el relleno de este es mmil veces mejor que los comerciales...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues eso creo, jejeje... que están más ricos... la verdad es que, si mal no recuerdo, los limones esos helados eran de sorbete de limón... mientras que este postre de la Tía Alia es crema de limón... así que creo que esa es la principal diferencia.
      Un besazo grande, Luz.

      Eliminar
  14. Me encanta como los has presentado y muy original. Te ha quedado estupenda, también opte por la dulce.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mil gracias Vanessa!! Aún estoy sacando tiempo para poder ver todas las propuestas... ¡¡pero qué pinta madre mía!! Me alegro de que te haya gustado mi postre de limón.
      Un besazo enorme y nos vemos en el siguiente reto... Luz.

      Eliminar
  15. Buenas tardes Luz, me resulta muy curiosa tu versión de la crema helada. Con el calor que está haciendo hoy por aquí no tardaría en comerme un limón yo solita.

    Besotes y nos vemos el próximo mes.
    Mar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jejejeje... un tiempo raro Mar, la verdad... parece que no se decide a arrancar el otoño... sin embargo esta crema para alguna ocasión especial también es muy apañada... ingredientes de andar por casa, poco tiempo de elaboración, lo dejas hecho y te olvidas de ello en el congelador y luego presentas un postre divertido y riquísimo...
      Un besazo y mil gracias por el comentario, Luz.

      Eliminar
  16. Ummmm con lo que me gusta a mi el limón, sin embargo yo me decidí hacer las sardinas, enhorabuena, sigue así, te espero por LAS DELICIAS DE MAYTE, un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Mayte... me alegro de que te haya gustado la receta y la presentación... ya iré a cotillearte tus sardinas.
      Un besazo, Luz.

      Eliminar
  17. Mira que bien te ha quedado dentro del limón!!. Aun la hace mas apetecible y recuerda a los comprados. Buena elección...:))

    Espero que te guste alguna de las recetas de este mes ;)

    Besos
    BeatriZ

    ResponderEliminar